miércoles, 5 de abril de 2017

PILLORIAN - Obsidian Arc (2017) - Crítica


Pillorian - Obsidian Arc
Estados Unidos
Editado el 10 de Marzo de 2017
Eisenwald Tonschmiede
Estilo: Black Metal

     

Qué ganas tenía de echarle el guante a una de esas formaciones que por la calidad integral de sus músicos sabes que no te pueden decepcionar, al menos durante la previsualización que tienes antes de empezar a devorar el álbum. Os hablo de los norteamericanos PILLORIAN que lanzan al mercado
su primera obra de estudio llamada "Obsidian Arc". Formados por su vocalista John Haughn conocido por haber formado parte de los Agalloch, nos regalan un gran debut que hará las delicias de un público muy heterogéneo.

Pillorian practican un Black Metal que no va a piñón fijo de principio a fin y que aporta una riqueza musical inconmensurable. Es música muy intimista con reflejos de técnica y sentimientos a partes iguales, así se podría definir esta gran obra que aúna todo lo mejor de este género con pinceladas instrumentales de gran calado. Todas las canciones conforman una introspección profundamente oscura y personalizada que varía en cada tema presentando composiciones muy variadas y para nada monotemáticas.

Los esquemas melódicos unidos a las partes más representativas del Black quedan perfectamente intercalados en una sucesión de instantes excelsos con los que vas a poder deleitarte, apreciando cada segundo de este redondo por su significación musical. Aparte de su vocalista John cuentan entres sus filas con Trevor Matthews el ex-batería de Infernus y el ex-bajista Stephen Parker de los Arkhun. Toda una fusión de tres personalidades al servicio de una versión lírica muy oscura. El sonido del disco evidencia una profesionalidad fuera de toda duda con una producción que ensalza más si cabe el sentir de cada canción, rodea, imbuye e hipnotiza.

Comenzamos con la descomunal BY THE LIGHT OF A BLACK SUN, sus primeras notas de guitarra clásica ya generan un sentimiento muy especial que se transforma con la entrada potente de guitarras, bajo y batería que redudan en un sonido potente bajo un ritmo férreo y con carácter. La llegada de las estrofas con esa voz gutural de John que encaja a las mil maravillas en el concepto de Pillorian persigue un ritmo que irá in crescendo conforme avancen los segundos llegando a una velocidad considerable ramificando así su vertiente más Black. Los adornos de las guitarras son un regalo para los oídos y los constantes cambios de ritmo son la tónica a seguir, todo ello con una personalidad regia y de calidad. Tenemos pasajes que podríamos catalogar como atmosféricos que en último tramo estallarán con toda su crudeza para recordarnos que la luz de un sol negro está más que presente en todos nosotros, impresionante apertura la de este disco que...

...sin tiempo a respirar llega ARCHAEN DIVINITY que con una cadencia más lenta y hasta inclusive depresiva, sitúa a la banda en otro orden musical pero ojo... la tralla no se hace esperar y la versión más Black de los norteamericanos ataca sin piedad elevando exponencialmente el nivel de intensidad. Más cambios de ritmo con una segunda estrofa menos rápida pero con una potencia en su sonida descomunal. Las melodías de guitarra que sirven de nexo entre las divergentes partes son apabullantes. De nuevo su lado más brutal hace acto de aparición con una rabia incontrolada dejándonos unos últimos segundos inquietantes con un extraño sonido que golpea una y otra vez...

...dando paso a THE VESTIGE OF THORNS. Con unos primeros instantes oscuros que pueden recordarte de modo somero al Doom, la riqueza musical de las guitarras es de una calidad magistral. Tras un breve interludio de guitarra clásica la primera estrofa irrumpe con un ritmo lento, agónico y sosegado a la vez con momentos turbadores. El doble bombo de la batería de Trevor Matthews machaca tus oídos para entrar en unos términos de corte más melódicos pero con la voz de John en un plano casi agonizante. Vaya solo se marcan esta vez llenos de sentimiento y que durante el tramo final se unen a un escueto coro de voces limpias. Otra vez el sonido del principio para afrontar el último minuto con una guitarra clásica que emana un sonido melancólico y triste a partes iguales. Los golpes continúan...

...e iniciamos FORGED IRON CRUCIBLE con el sonido del bajo de Stephen Parker rodeando todo el aúra del tema. Redobles de batería y de pronto la tormenta, atronadora canción de Black Metal con un ritmo despiadado que no dejará indiferente a nadie. Brutal y monolítica la primera estrofa que reduce la velocidad de hace unos segundos pero con una sensación aplastante pero la agonía no acaba aquí, de nuevo la bestialidad se apodera de nosotros antes de que frenemos para escuchar unos coros oscuros. Increíble como unen y transforman todo el entorno en la fase final de la canción con atmósferas desemejantes al resto del tema dejando un entorno...

...perturbador para que la incólume STYGIAN PYRE con una cadencia dinámica mantenga una presión considerable rompiendo moldes al elevarse su velocidad por segundos, retornando a las tomas más tranquilas y viceversa. Una de las composiciones más Black Metal que se refleja en constantes cambios de ritmo. Emotivo y melódico solo de guitarra que nos interna en una último fragmento muy diversificado con gran tecnicismo y un buen gusto por crear temas dispares entre sí. Con la caña habitual...

...acometen la entrada de THE SENTIENT ARCANUM, pieza instrumental de las más oscuras del álbum con toques de guitarra, sonidos lúgubres por doquier y líneas de distorsión enérgicas que en apenas algo más de dos minutos lograrán abstraerte...

...hasta que el sonido del bajo de DARK IS THE RIVER OF MAN abre las puertas del último corte del álbum con notas melódicas de guitarra que se irán sumando progresivamente a una calma de orden más reposado. Las voces limpias en forma de coro entonan una melodía vocal que viene de otros mundos y que entreveradas con otras más oscuras generan una sensación muy específica de inquietud en el oyente. Los solos de guitarra y los toques de las mismas durante el desarrollo del tema de orden más melódico, me han recordado a bandas europeas como Anathema en sucintos momentos o determinados trabajos de Paradise Lost. A partir de la segunda mitad de la canción se acreciente la intensidad imprimiendo un ritmo más ágil.

Descomunal esta primera obra de estudio que esperemos tenga una continuidad en un futuro inmediato porque lo realizado en "Obsidian Arc" es de órdago. La variedad que PILLORIAN aplica a sus obras te enganchará desde el principio y lo más importante de todo, conforme le dediques más escuchas te percatarás de muchísimos detalles que a lo mejor en un principio te pasaron desapercibidos. Black Metal realizado con muchas ideas, mezcla de estilos y sobre todo, una fuerte personalidad aderezada por un sentimiento oscuro que lo rodea todo.

El sonido de cada instrumento contribuye a enriquecer cada pasaje del álbum en atmósferas muy umbrías que realzan el sentir de un trabajo muy bien elaborado y pensando. El trío norteamericano puede sentirse orgulloso de haber proporcionado a todos los seguidores de la buena música un magnífico legado como primera piedra. Estoy seguro que en próximos años Pillorian nos darán más sorpresas como esta; un álbum de excelsa calidad con el marchamo de un Black Metal variado y muy rico en estilos; aconsejable a todos los efectos.



Listado de Temas:
  1. By the Light of a Black Sun
  2. Archaen Divinity
  3. The Vestige of Thorns
  4. Forged Iron Crucible
  5. A Stygian Pyre
  6. The Sentient Arcanum
  7. Dark Is the River of Man
  8.      
Formación:
John Haughn: Vocalista y Guitarra - Stephen Parker: Bajo y Guitarra - Trevor Matthews: Batería.

Web Oficial:
PILLORIAN


PILLORIAN - Archaen Divinity




No hay comentarios: